LOGO                                                     h     

                                                                            

 
 
                               
           

Somos especialistas en termografía infrarroja, con un experto equipo de Termógrafos Especialistas Certificados Nivel I y Nivel II y cámaras termográficas de alta gama con resolución de 384 x 288 pixeles de 25 µm, contando con telelentes para inspección en redes de media tensión y líneas de transmisión hasta 500 KV.

La Termografía Infrarroja es una técnica de Mantenimiento Predictivo que nos permite visualizar el perfil térmico de los elementos inspeccionados captando la radiación infrarroja que estos emiten y generando una imagen de colores que se corresponden punto a punto con la temperatura superficial de dichos elementos, garantizando la detección de fallas que generan sobrecalentamientos anormales en equipos bajo operación normal sin riesgo de choque eléctrico, atrapamiento u otros riesgos para el inspector, ya que es una técnica de inspección a distancia, sin ningún contacto con el equipo inspeccionado.

Sistemas Eléctricos: Por medio de ésta técnica podemos identificar fallas en tiempo real en sistemas eléctricos de media y baja tensión y líneas de transmisión durante su operación normal, permitiendo la ejecución programada de correctivos, evitando así altos costos por salidas repentinas del servicio y por fallas mayores con riesgos de explosión e incendio, garantizando así la disponibilidad y confiabilidad de los equipos y plantas de producción y la seguridad del personal.

Aislamientos Térmicos: Podemos detectar deterioro en aislamientos térmicos y refractarios en hornos y en sistemas de refrigeración, evitando pérdidas energéticas que se traducen en pérdidas económicas, fallas en los procesos y deterioro del medio ambiente.

Equipos Electromecánicos: Igualmente podemos determinar fallas eléctricas incipientes o deterioro de aislamientos en motores y generadores, facilitando la toma de decisiones oportuna para realizar pruebas eléctricas dinámicas o estáticas y la ejecución de correctivos menores antes de que el equipo presente síntomas de mal funcionamiento o salga de servicio por falla mayor, garantizando así su confiabilidad y salvaguardando su vida útil. Adicionalmente la termografía nos permite detectar desalineación de ejes y deterioro incipiente o avanzado de los rodamientos siendo una técnica complementaria muy importante de la Medición de Vibraciones y del Ultrasonido Propagado en Aire, para definir la necesidad de realizar lubricación o cambio de rodamientos o alineación de ejes, según sea el caso.